"Yo atribuyo mi éxito a esto: yo nunca di ni tomé ninguna excusa." —Florence Nightingale 

 
 

Aquí es donde normalmente tú vendrías a leer propaganda desesperadamente pulcra y popular sobre la vida de un candidato, extrañamente escrita en prosa en tercera persona, con imágenes cuidadosamente escenificadas, sus familias sonriendo, pretendiendo escuchar atentamente a un grupo de votantes demográficamente seleccionados, acariciando estratégicamente a un perro o leyendo un plano con un casco de protección. Cosas que has visto un millón de veces.

Lo siento. Yo no soy así.

Lo que soy es un padre con tres maravillosos hijos. Esposo de una maravillosa esposa. Un enfermero. Un cristiano. Ávido en los deportes. Un conocedor de los chistes de padres. Un trabajador de turno. Y un luchador sin complejos para todos los ciudadanos de Virginia, debido al simple hecho que no sería quien soy ahora sin la gracia, el entendimiento y el apoyo de la Mancomunidad de Virginia y su gente.

Como un enfermero, yo veo a los ciudadanos de Virginia en un momento de necesidad, crisis y preocupación todos los días, y entiendo que es nuestro deber proveer un cuidado competente y compasivo para todas las personas, sin importar de quiénes sean o de dónde vengan. Como parte de un hogar con dos ingresos donde todos los cheques de pago son estirados, nosotros sabemos qué tan importantes son los problemas cotidianos para todas las personas. Y como un ciudadano promedio de Virginia, yo sé qué tan molesto es tener representantes que no tienen idea de cómo escuchar.

Son esos reconocimientos los que sustentan toda nuestra campaña, un movimiento comunitario basado en los ciudadanos de Virginia comunes. Sus fortalezas y compromiso es lo que nos hará llegar a Richmond, y es el porqué siempre escucharemos, realmente escucharemos, no solo esperaremos nuestro turno para hablar.

Es el porqué siempre cumpliremos las promesas que hagamos.

Es el porqué defenderemos los intereses de nuestra Mancomunidad llevando nuestra campaña directamente a los ciudadanos de Virginia, en reuniones, ayuntamientos y conversaciones de puerta en puerta, saliendo a donde las personas estén en vez de esperar que vengan a nosotros.

Es el porqué actuamos por los problemas y debates serios, no chismes políticos, ataques personales o difamación.

Es el porqué nosotros priorizamos las necesidades e inquietudes de los ciudadanos cotidianos, y trabajamos sin descanso para abordar los problemas que sufren las familias de Virginia todos los días.

Y es el porqué nosotros no pararemos de luchar hasta que todos los ciudadanos de Virginia tengan el gobierno responsable ellos merecen, uno que los cuide a ellos de primero, último y para siempre.

 
 
45006885_534696710325213_3156124956182446080_n.jpg
Kellen Squire (2) (1).jpg
 
Todos los enfermeros fueron atraídos hacia su profesión debido a un deseo de cuidar, servir o ayudar.
— Christina Feist-Heilmeier, RN